EL ESCAPARATISTA Y LA IMAGEN

Para un escaparatista es indispensable conocer a fondo la imagen del comercio al que representa. Casi siempre, el comerciante que contrata la ayuda de un escaparatista profesional espera que el producto se presente con claridad y sea un elemento destacado del escaparate. Lo bueno para el escaparatista es que  se le de libertad creativa para escoger el producto, es importante primero entender bien el tema y luego, considerar la imagen y el mensaje que se espera comunicar a la clientela. Por ejemplo, si elegimos una imagen con mobiliario tradicional y accesorios para el hogar en un escaparate de tema contemporáneo quizás no sea lo más adecuado porque no estaremos empleando un mensaje lo suficientemente directo. Es aconsejable conocer en profundidad el producto que se vende y entender bien la estructura de los escaparates antes de empezar.

Los profesionales recomiendan que nos inspiremos en la imaginación, que nos dejemos llevar por ella ya que si queremos  recrear un entorno realista parecerá forzado y poco natural si el maniquí no es capaz de adoptar la pose requerida, como, por ejemplo, sostener una copa de champán o una postura de baile.

Publicado en Blog.